Feeds:
Entradas
Comentarios

Archive for 15/10/13

cuba-cueva

Por Raúl García Alvarez

Sancti Spíritus, Cuba, 15 oct. (PL) El grupo espeleológico SAMA, de esta central provincia cubana, localizó en el macizo montañoso de Guamuhaya la cavidad cársica más alta del país, aseguraron hoy especialistas. (más…)

Anuncios

Read Full Post »

Copia Cubierta 2 LA EDAD DE LA INSOLENCIATengo el gusto de invitarle a la presentación del libro de cuentos LA
EDAD DE LA INSOLENCIA, de Reinaldo Cedeño Pineda.

A la hora y el día que le convenga… Este miércoles 16 a las 4:00 de la tarde, en la Biblioteca Elvira Cape, y este jueves 17 a las 9:00 de la mañana en el lobby restaurante PALMARES, parque Dolores. Ambos en Santiago de Cuba.

El libro es un paseo por la locura, el deseo, la naturaleza, la diversidad, el miedo….

Editado por Ediciones Caserón (UNEAC, Santiago de Cuba). (más…)

Read Full Post »

La maestra rural, de Diego Rivera

La Maestra era pura. «Los suaves hortelanos», decía,
«de este predio, que es predio de Jesús,
han de conservar puros los ojos y las manos,
guardar claros sus óleos, para dar clara luz».

La Maestra era pobre. Su reino no es humano.
(Así en el doloroso sembrador de Israel.)
Vestía sayas pardas, no enjoyaba su mano
¡y era todo su espíritu un inmenso joyel!

La Maestra era alegre. ¡Pobre mujer herida!
Su sonrisa fue un modo de llorar con bondad.
Por sobre la sandalia rota y enrojecida,
tal sonrisa, la insigne flor de su santidad.

¡Dulce ser! En su río de mieles, caudaloso,
largamente abrevaba sus tigres el dolor!
Los hierros que le abrieron el pecho generoso
¡más anchas le dejaron las cuencas del amor! (más…)

Read Full Post »

31804-fotografia-gHace casi un siglo un pediatra cubano llamado Antonio Béguez describió por primera vez la sintomatología de una rara enfermedad en los niños. Sin embargo, algunos pretendieron adjudicarse su mérito, incluso hoy se hace referencia a esta afección como de Chédiak-Higashi

Por Dr.C. Julio César Hernández Perera
digital@juventudrebelde.cu

Cierto día del año 1933, en Santiago de Cuba, una desesperada madre llevaba a su hijo al hospital Saturnino Lora. Allí, un médico puso su interés y conocimiento en aras de salvarlo. Aunque están dispersos en el tiempo los datos de aquel encuentro, es probable que el niño llamara la atención por su frágil estado de salud, embestido por convulsiones y fiebres, y por su particular cabello de color gris.

A los pocos días la muerte sacudía con dolor las almas de la familia del paciente. También sufrió el médico, a quien, según se cuenta, le caló hondo la impotencia ante la muerte del pequeño.

Pero las historias se repitieron, y durante sus años de profesión, a aquel doctor santiaguero llamado Antonio Béguez César (1895-1975), se le presentaron dos niños con síntomas muy similares a los del paciente fallecido. (más…)

Read Full Post »