Feeds:
Entradas
Comentarios

Posts Tagged ‘despedida’

Isla-Vaadhoo-3

Entre mi amor y yo han de levantarse
trescientas noches como trescientas paredes
y el mar será una magia entre nosotros. (más…)

Read Full Post »

Esenin con Isadora Duncan, 1922

Esenin con Isadora Duncan, 1922

Adiós, amigo mío, adiós
tú estás en mi corazón.
Una separación predestinada
promete un encuentro futuro.

Adiós, amigo mío,
sin estrechar la mano ni palabra
no te entristezcas y ninguna
melancolía sobre las cejas

morir en esta vida no es nuevo,
pero tampoco es nuevo el vivir. (más…)

Read Full Post »

Lagrimas+de+adios

¡Perla del mar! ¡Estrella de occidente!
¡Hermosa Cuba! Tu brillante cielo
la noche cubre con su opaco velo,
como cubre el dolor mi triste frente.

¡Voy a partir!… La chusma diligente,
para arrancarme del nativo suelo
las velas iza, y pronta a su desvelo
la brisa acude de tu zona ardiente.

¡Adiós, patria feliz, edén querido!
¡Doquier que el hado en su furor me impela,
tu dulce nombre halagará mi oído!

¡Adiós!… Ya cruje la turgente vela…
el ancla se alza… el buque, estremecido,
las olas corta y silencioso vuela.

Tula escribió este poema en 1836, cuando partió con su familia hacia España, donde residió más de la mitad de su vida. Constituye un estremecedor manifiesto su despedida de Cuba.

Read Full Post »

Este año cumpliría el Guerrillero Heroico 80 años. El imperialismo lo impidió, pero el Che sigue vivo, no solo en Cuba y en Bolivia, sino en el mundo entero. Escogí este trabajo publicado en el periódico El Santaclareño para homenajearlo en este blog que también rinde tributo a la poesía.

Ernesto Che

El hombre sobrevive a las máquinas, a las antiguas edades históricas, a los espacios dominados por la ingravidez y el silencio. El hombre sobrevive a su propio hecho en sí, y lo hace gracias a su voluntad de asumir la existencia con pasión, en hacer de lo cotidiano una fuente de curiosidad y descubrimiento, apoyado en una voluntad creadora original, lejos de todo dogmatismo.

A este pedazo de historia, ajeno al peligro que constantemente lo acechaba, en defensa de una ética y una conciencia lúcida, pertenece Ernesto Che Guevara; no el guerrillero, no el político comprometido con su causa, solo el poeta, que, sin conocer los rudimentos del oficio, fue capaz de ejercitar un verso y una prosa en ocasiones incisiva; otras, diáfana, estremecedora.

(más…)

Read Full Post »