Feeds:
Entradas
Comentarios

Posts Tagged ‘La letra muda’

Porttada-con-logo-191x300

DAVID CORTÉS CABÁN «Puerto Rico es el país hispanohablante que más ha cambiado de identidad en los últimos 50 años […] No solo los nombres de los actores han cambiado de forma drástica (de Prudencio y Sebastiana, a Jan Anthony y Taishany)».

 

Escribo en puertorriqueño cuando digo que entre
nosotros no se maneja la lengua con comodidad,
con soltura, con la naturalidad y el empeño de
aquél para quien la lengua no es motivo de tensión,
pero sí el aparato que transmite su vibración íntima:
la espiritual, la ideal, la material.
Luis Rafael Sánchez  

 

El poeta y crítico Juan Manuel Rivera se ha retirado definitivamente de Nueva York, se ha retirado de las ciudades. Huyendo del mundanal ruido se ha ido a pasar sus años en Corozal, un pueblito céntrico y acogedor de la Isla. Allí, alejado de todo y de todos, de espaldas a la princesita del elogio y el reconocimiento, se afana en trazar nuestra dolorosa realidad. Allí echa a correr su conciencia sobre las cosas que lo mortifican: una realidad que pasa sobre el alma dejando una profunda huella que parece dilatarse en el tiempo como si nada ocurriera. Allí, en aquel paraje rodeado de árboles ha puesto su casa; su castillo hecho de libros y espacios luminosos, no para los que tienen ojos, sino para los que ven con el espíritu. En ese espacio, en una mesita que llevó de uno de los anticuarios pocos concurridos de Manhattan, ha escrito el poeta La letra muda, réquiem por una biblioteca (mediaIsla, 2014); título insinuante y sugestivo que tiene como centro la condición cultural y lingüística en que vive actualmente Puerto Rico. La portada de un rojo escarlata, realizada por el pintor Rafael Rivera Rosa, muestra una imagen surrealista de seres despojados, al parecer, de todo sentido humano: rostros absorbidos por la mudez de un imaginario que parece fijar la ceguera de una fauna alucinante fundida en la claridad que filtra los colores del cuadro. Más que una pintura, una gran queja social cuyo sentido trasciende el nombre que dolorosamente el autor ha puesto a esta obra: Legislando en Puerto Rico (o en el infierno).

(más…)

Read Full Post »