Feeds:
Entradas
Comentarios

bandera-gay
Jornada contra la homofobia y a favor de las diferencias, del 7 al 17 de mayo. Por espacios laborales libres de homofobia y transfobia… En El Mejunje de Santa Clara

Este año la Jornada incluirá también la lucha contra el maltrato a los animales.

Patio

Sábado 7
10.00 p.m. Contra la homofobia familiar (Dedicado al Día de las madres)
Invitados los transformistas Zulema y Laura.

Domingo 8
10.00 p.m. Noche con Carmita. Carmita Diversa.
Invitada Rosalía Arnaiz con su pianista acompañante. Seguir leyendo »

157. R. Martínez Villena, Insuficiencia de la escala y el iris. Bibl. ASR

La luz es música en la garganta de la alondra,
mas tu voz ha de hacerse de la misma tiniebla;
el sabio ruiseñor descompone la sombra
y la traduce al iris sonoro de su endecha. Seguir leyendo »

Ramon-Palomares-2-e1461612819174

[A Don Ramón Palomares, In memoriam]

DAVID CORTÉS CABÁN [mediaisla] Maestro, al despedirme, hoy quiero hacer míos aquellos versos de la carta que escribiera Rubén Darío a Don Juan Valera: “Señor, permitid que junto a una de las encinas de vuestro huerto, / extienda mi enredadera de campánuelas”.

Pero tu brillo y mi esplendor se alejan
Qué haremos para olvidar el olvido
Dónde mataremos la muerte?
R.P. Qué haremos para olvidar el olvido…

Posiblemente sea yo el menos indicado para hablar aquí de la persona humana de Don Ramón Palomares, ese magnífico poeta cuya obra es ya ampliamente conocida por cientos de lectores, y de tantos escritores y amigos que lo amaron y trataron personalmente. Hablaré aquí desde mi experiencia personal de Ramón Palomares, del poeta que yo conocí una tarde de otoño de 1997, en mi casa del Bronx, Nueva York, y con quien compartí una amistad que continuó inalteradamente hasta su reciente desaparición física. En esta época había yo tenido la suerte de leer algunos poemas suyos aparecidos en la revista Poesía, del Departamento de Literatura de la Dirección de Cultura de la Universidad de Carabobo, en Valencia, que dirigían en la década del ’90 los poetas Adhely Rivero y Carlos Osorio Granado, y que recibíamos en intercambio por la revista Tercer Milenio que creábamos en el Bronx los poetas y críticos puertorriqueños Pedro López Adorno, Juan Manuel Rivera y mi persona. Fue en la revista Poesía que encontré los poemas de Ramón Palomares e inmediatamente me llamaron la atención por la naturalidad del estilo, por la grata expresión poética y serenidad del paisaje, y por la emoción y vitalidad de un lenguaje armonioso que se convirtió, en aquel momento inicial de mi lectura, en un hallazgo. Seguir leyendo »

inteligencia-artificial

Foto: © Archivo Efe/Samuel Truempy

La sigla IA se corresponde con la expresión inteligencia artificial y es preferible en español a la inglesa AI (artificial intelligence).

Sin embargo, en algunas noticias se hace referencia a este concepto utilizando la sigla AI: «Esto supuestamente iba a resultar un gran beneficio para los investigadores del proyecto en el campo de la Inteligencia Artificial (AI)» o «Los agentes inteligentes de la AI son una pieza fundamental de la gigantesca cibernética de las redes e Internet hoy en día». Seguir leyendo »

23g

El dos de mayo o La carga de los mamelucos (1814) Francisco de Goya. Lienzo. 2,66 x 3,45. Museo del Prado, Madrid.

Oigo, patria, tu aflicción,
y escucho el triste concierto
que forman, tocando a muerto,
la campana y el cañón;
sobre tu invicto pendón
miro flotantes pendones,
y oigo alzarse a otras regiones
en estrofas funerarias,
de la iglesia las plegarias,
y del arte las canciones. Seguir leyendo »

Diego Rivera

Industria automotriz. Diego Rivera

1. Crescendo matinal

Una incipiente lumbre se expande en el oriente;
unos tras otros, mueren los públicos fanales…
Ya la ciudad despierta, con un rumor creciente
que estalla en un estruendo de ritmos desiguales.
Los ruidos cotidianos fatigan el ambiente;
pregones vocingleros de diarios matinales,
bocinas de carruajes que pasan velozmente,
crujidos de madera y golpes de metales.
Y elévase en ofrenda magnífica de abajo
el humo de las fábricas incienso del trabajo;
rezongan los motores en toda la ciudad,
en tanto que ella misma, para la brega diaria,
se pone en movimiento como una maquinaria,
¡movida por la fuerza de la necesidad! Seguir leyendo »

torpedo

En tiempos del Imperio romano, ser alcanzado por un torpedo debía ser una experiencia desagradable, pero no tan traumática como hoy en día. En efecto, torpedo era para los romanos el nombre de un pez de forma alargada, capaz de causar choques eléctricos para defenderse. Como esos choques podían dejar atontadas a sus víctimas, surgió en el propio latín una nueva acepción de torpedo, con el sentido de “atontamiento, entorpecimiento”. Seguir leyendo »

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 1.066 seguidores