Feeds:
Entradas
Comentarios

Archive for 10/06/11

El 12 de junio de 1917 falleció en Nueva York la gran pianista venezolana Teresa Carreño. Había nacido en Caracas, Venezuela, el 22 de diciembre de 1853. Su nombre completo era María Teresa Gertrudis de Jesús Carreño García. Desde temprana edad la niña mostró dotes musicales. Su última actuación fue un exitoso concierto con la Filarmónica de La Habana, ciudad en la que actuó por primera vez a los 13 años.


Teresa Carreño


Teresa partió de Venezuela en 1862, y Cecilio Acosta publicó un artículo sobre la niña pianista el 5 de diciembre rememorando una soirée musical que ocurrió el 10 de julio, lo tituló “María Teresa Carreño”. De ese artículo son los párrafos siguientes:

“Nosotros no oímos esta niña sino cuando ya sonaba su nombre en la ciudad, justamente, como quince días antes de embarcarse la familia para Estados Unidos (…) Don Manuel Antonio, tan fino como caballero, vino a despedirse en persona de nosotros; y así se anudaron los, para nosotros, tan preciosos hilos de su trato y el de su culta y estimabilísima familia”.

“Tuvimos entonces ocasión de oír a la niña las Variaciones de Prudent sobre la Lucía, la de Los puritanos de Hertz, las de La norma por Thalberg, y algunas otras piezas modernas, de esas que se dan a morder, y como prueba, a los grandes ejecutores, erizadas, así de dificultades, como de bellezas artísticas sin cuento. Vimos lo que hasta entonces no habíamos visto y sólo imaginábamos. Aquella corrección de frase, aquella redondez de nota, aquella brillantez de sonido, nos parecía apenas practicable (…)”.

“Otra vez nos encontramos en el gabinete de Teresita, donde permanecimos desde las seis de la tarde hasta las diez de la noche, en compañía de otros varios aficionados, inteligentes y artistas. Era el 10 de julio de 1862: el primer día que la oímos improvisar. Lo que habíamos visto antes era nada en comparación: entonces fue que se nos reveló todo su genio. Lo que recordamos como si fuera ahora mismo: fue tal y tan profunda nuestra impresión que, cuando nos retiramos a casa, no pudimos dormir en toda la noche, como si nuestra alma hubiera estado encandecida por la viveza de un fuego elemental. Nos pareció la niña una aparición, un espíritu profético, un dios gentilicio inventado en la fábula y realizado en la historia”.

Placa conmemorativa a Teresa Carreño en el lugar de su muerte.


Fuente: Investigación Revista Cultca

Anuncios

Read Full Post »

Hoy, 10 de junio, a las 8:30 en el cine Chaplin, en La Habana, la actriz cubana Eslinda Nuñez (Santa Clara) recibirá el Premio Nacional de Cine 2011. Entre los filmes en que ha actuado están: El otro Cristóbal, Lucía, Memorias del subdesarrollo, La primera carga al machete, Amada. En teatro: La casa de Bernarda Alba, Los días de la guerra y Santa Camila de la Habana Vieja.
También hoy, pero a las 7:30 en el Centro Cultural ICAIC, será la apertura de una exposición de los personajes que protagonizó Eslinda Núñez durante su vida en la cinematografía.
Mi colega Osvaldo Rojas Garay nos presenta una entrevista con esta actriz del séptimo arte.

NO DUDES QUE UN DÍA REGRESE A SANTA CLARA


lucia2.jpg

Cuando Eslinda Núñez Pérez llegó a La Habana y se enroló en Teatro Estudio, hubo quienes le pronosticaron una carrera de comediante.
Pero un buen día del año 1963, se le presentó la oportunidad de trabajar en el filme El otro Cristóbal, del director francés Armand Gatti. Así comenzó una extensa carrera cinematográfica que convirtió a esta santaclareña —junto a la cienfueguera Daisy Granados— en uno de los rostros femeninos emblemáticos del cine cubano en el período revolucionario.
Para una mujer que intervino en los clásicos de nuestra pantalla grande, Memorias del subdesarrollo y Lucía, el Premio Nacional de Cine 2011, que le fuera entregado en el cine Chaplin, es un reconocimiento que se veía venir. Particularmente, no me sorprendió.
—Para una actriz tan laureada a lo largo de su carrera, ¿qué de especial puede significar este premio?
—Realmente este premio hace a una pensar en qué ha hecho durante toda la vida. Es un momento de reflexión, meditación y felicidad.
«He visto cómo un trabajo de casi 50 años ha sido recompensado. Estuve entre las finalistas en muchas ocasiones, y al fin me tocó. Lo que más me ha halagado es la repercusión en la gente, una repercusión tan linda, ante la cual una se da cuenta de que tuvo un valor todo el sacrificio y la lucha por realizar mejor mi trabajo.»
—¿Cómo se enteró del galardón?
—Me llamaron a la dirección del ICAIC. Fue un momento muy emotivo, y entonces empecé a disfrutar, a pesar de la gripe que sufría por esos días.
—¿Quiénes le vinieron a la mente en ese momento de alegría?
—Tengo que agradecer a muchos, pero siempre pienso en Humberto Solás, una persona que me apoyó en toda mi carrera. Me estimulaba a presentarme en los castings, incluso, prácticamente me obligó a que fuera al del filme El jinete sin cabeza.

eslinda.JPG
Eslinda Núñez, Humberto Solás y Jorge Herrera
en el Festival de Cine de Moscú 1969.

«También le estoy agradecida a Saúl Yelín, un hombre muy culto que cuando yo estaba recién llegada de Santa Clara me ayudó en los momentos difíciles.»
—Hablando de Humberto Solás, y a casi 43 años del estreno, ¿qué le ha aportado Lucía a la cinematografía cubana?
—Le dio una luz larga. Lucía fue algo realmente descollante, muy especial, porque explica, a través de tres mujeres, una serie de verdades propias del mundo femenino. Es una película que mantiene su juventud.
—Después de este filme, le ofrecieron varios proyectos con personajes de niñas románticas, tiernas. ¿Cómo logró escapar de esa etiqueta?

(más…)

Read Full Post »

Manuel García Garófalo MesaEl 10 de junio de 1946 falleció uno de los grandes intelectuales nacidos en esta ciudad de Santa Clara, quien alcanzara el grado de coronel en el Ejército Libertador.

Ese día murió, Manuel García Garófalo Mesa, un hombre sabio que puso todo su inmenso saber y patriotismo a la causa de Cuba y en especial a la de su ciudad natal.

Hoy, conmemoramos 65 años de su desaparición física, y la capital de Villa Clara lo recuerda con cariño. Cada año, el premio que  la Asociación Cubana de Bibliotecología (ASUBI)  en el territorio, lleva su nombre.

También en el Archivo Histórico Provincial se conserva la colección suya, integrada por cientos de legajos, la cual fuera donada a la institución el 2 de noviembre de 1987 por Efraín Quesada.

Una indispensable papelería que permite recopilar una buena parte de la memoria histórica de Santa Clara y la otrora región de Villaclara.

Este destacado patriota e intelectual nació en Santa Clara el 18 de noviembre de 1853, en la calle de Santa Rosa e/ San Francisco Javier y el callejón de los Viscaínos, actualmente Maceo y Plácido.

Cursó los estudios primarios y secundarios en las Escuelas “Pías” y “San Idelfonso”, respectivamente.

Apenas era un mozo cuando comenzó a trabajar en la escribanía de Don Mateo Gutiérrez. Allí se celebraban tertulias literarias, lo que contribuyó a que crecieran sus inclinaciones por las letras. Desde su juventud se destacó por su talento, lo que evidenció sobre todo en las ciencias humanísticas.

Fue socio fundador del Liceo de Villa Clara, realizó trabajos de escribanía y redactó artículos para diversos periódicos nacionales y extranjeros.

«El periódico “El Alba” fue la pila pilonga en la que recibí las aguas del periodismo», refiere él mismo y además donde visitaba a amigos cajistas y atraído por la tinta y la melodía de las máquinas. Empezó a escribir gacetillas y luego se extendió a escribir folletines (páginas dominicales).

(más…)

Read Full Post »